Descubre las charcas de Erjos en Tenerife

Las Charcas de Erjos ubicadas en las cumbres de los municipios de Los Silos y El Tanque, en el noroeste de Tenerife, son uno de los pocos humedales de la Isla. En este lugar se dan cita diferentes especies de ambientes acuáticos, otorgando al lugar un singular aspecto.

Durante los años 70 y principios de los 80 del pasado siglo, en esta zona,se realizaron importantes extracciones de tierra fértil para llevarla a los nuevos cultivos del sur de la Isla. Esto provocó la modificación del terreno dejando en superficie el nivel de impermeabilización, originando el estancamiento del agua durante los periodos de lluvia invernales. El paso del tiempo generó este singular espacio, único en las islas Canarias.

La típica imagen de las charcas muestra una zona influenciada por la nubes, una zona entre nieblas. Un lugar donde las lluvias son relativamente altas y las temperaturas muy extremas, muy frías en invierno, con la posibilidad de helar, principalmente durante los meses de enero a marzo. Y con fuertes días de calor durante los meses de julio y agosto.

Tras su abandono como cantera a comienzos de los años ochenta del paso siglo y la inundación de las zonas más profundas, la zona se fue naturalizando hasta llegar al paisaje actual, donde dominan especies vegetales adaptadas al agua como el sauce canario (Salix canariensis), la enea (Typha dominguensis), los juncos (Juncussp.) y papiros (Papyrus australis). Las zonas húmedas se encuentran rodeadas de huertas de papas y terrenos abandonados, cubiertos de zarzas (Rubussp.) o de espino (Ulex europaeus), una planta invasora proveniente del centro-norte de Europa, que llegó a las islas aparentemente en la tierra de los pinos de monterrey plantadosdurante el siglo pasado.

En las zonas de ladera sobreviven varios grupos de árboles propios de las zonas de monteverde y laurisilva, como la faya (Myrica faya), brezo (Erica arborea), el follao (Viburnum rigidum), el laurel (Laurus novocanariensis) o el acebiño (Ilex canariensis).

Las charcas atraen a un importante grupo de invertebrados que encuentran aquí las condiciones adecuadas para vivir, libélulas, mariposas de diversas especies, escarabajos y abejas son los más abundantes. Aunque también podemos encontrar escarabajos acuáticos, zapateros y chinches de agua en la superficie de las zonas inundadas.

Además, es un paraíso para las aves. En la zona habitualmente se puedenobservar algo más de una treintena de especies, que la usan como lugar de alimentación, descanso y reproducción. Rapaces como el gavilán (Accipiter nisus) y el ratonero común (Buteo buteo), pájaros cantores como el canario (Serinus canaria), curruca capirotada (sulvia atricapilla), curruca cabecinegra (Sylvia melanocephala) y aves acuáticas como la gallineta común o polla de agua (Gallinula chloropus) y la focha común (Fulica atra) son algunas de las más singulares. Además en ciertas épocas del año se pueden observar palomas de la laurisilva, paloma rabiche (Columba junoniae) y paloma turqué(Columba bolli) que llegan desde el cercano Monte del Agua.

También en algunas ocasiones podemos observar especiestan raras y escasas como el águila pescadora (Pandion haliaetus), que llega a este lugar en busca de algún pez que llevarse al pico. O incluso, ejemplares de martinete común (Nyctricorax nyctricorax), que se reproducen en la cercana Isla Baja.

Durante los pasos migratorios y periodos invernales se han podido observar hasta más de cincuenta especies de aves migratorias, como la garza real (Ardea cinerea), la agachadiza común (Gallinago gallinago),el andarríos chico (Actitis hypoleucos), el archibebe claro (Tringa nebularia) y la cerceta común (Anas crecca).

Por su fragilidad e interés para la conservación de la biodiversidad y por la singularidad y escasez de este tipo de paisajes en la isla, han sido incluidas dentro del Parque Rural de Teno.

Esta zona posee un alto valor para el ecoturismo y los amantes de la naturaleza, sobretodo del senderismo. Desde Erjos y sus proximidades se puede partir andando hasta el caso histórico de Los Silos por los senderos de Cuevas Negras o Las Moradas, introducirse en el bosque del Monte del Agua, subir a la Cruz de Gala, a los pinares de San José de Los Llanos o aventurarse a caminar hasta La Punta de Teno.

Erjos un lugar a conservar

Las Charcas de Erjos, no están exentas me multitud de problemas de conservación a pesar de su buen aspecto. Durante los últimosaños actos de “buenismo” por parte de animalistas o amantes de los animales, han provocado la suelta o liberación de galápagos de florida y patos y gansos de origen doméstico que compiten por el alimento y el espacio con las especies de fauna silvestres. Además pueden ser portadoras de enfermedades que ponen en peligro a las poblaciones de pollas de agua o fochas locales.

El aumento de su fama y conocimiento entre la población de la isla, ha motivado que cada vez existan más presión sobre el territorio y aumenten las molestia sobre la fauna local especialmente los fines de semana, días en los que se concentran muchas personas. Este aumento de visitas, sumado a la escasa vigilancia y la disminución de personal de conservación y gestión en Parque Rural de Teno, genera una situación un tanto insostenible. Ciclistas, senderistas sin control, cazadores furtivos, domingueros comiendo al borde del agua en plena época de reproducción, paseantes con perros incontrolados, personas volando drones sobre las aves o incluso navegando en Kayak o pescando, son algunas de las molestias más graves que hemos detectado en los últimos años.

¿Cuándo visitarlas las charcas de Erjos?

Para visitar las charcas recomendamos hacerlo a primera hora del día, dejando el coche lo más alejado de las zonas húmedas, en silencio, evitando espavientos y contemplando con prismáticos o catalejos las aves desde una distancia prudencial. Si te gusta la fotografía de naturaleza y/o de aves, no olvides nunca que lo más importante es garantizar la conservación de las especies que fotografiamos. Es importante que no dejes recuerdos de tu visita, no abandones tu basura y ni arranques plantas. Y sobre todo respetas las normas indicadas en los paneles informativos.

No olvides que es un lugar único y muy sensible. Es importante conservarlo para las generaciones futuras.

Más información:

Parque Rural de Teno

Ayuntamiento de Los Silos

Observar aves en familia en Tenerife

Guia de ecoturismo de Los Silos

Artículos relacionados

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Email this to someoneShare on LinkedIn0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *